La Škoda Titan Series Almería


Cuando lees la palabra TITAN… ya sabes que la aventura y la superación están aseguradas.

Es entonces cuando te vienes arriba y empiezas a visualizar las imágenes épicas que ves en los vídeos y las fotos de los Bikers Finisher. Justo en ese instante, tu mayor deseo es conseguir esa piedra que te espera al final de la aventura y ser un Finisher.

Una aventura que comienza desde el mismo momento en el decides participar y te inscribes. Cada día que pasa, cada vez te vistes para salir a entrenar, la aventura va cogiendo fuerza y sin darte cuenta te encuentras preparando la maleta con los típicos nervios de que no se olvide nada importante. Y así sin más, comienza el viaje hacía Almería, llegas allí, recoges el dorsal, te haces la foto con él y entonces el estómago empieza a rugir y prepararse para lo que viene.

Llegó el día

Madrugón del 15 cargar coche y dirección Almería, había que llegar con tiempo ya que el Prólogo empezaba a las 15 y antes teníamos que recoger dorsales, hacer entrada en el hotel, ir al briefing, comer y marchar al centro comercial donde empezaba la fiesta.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es img_5117.jpg

Lo que más me emociona es el reencuentro con amigos, el sentir el ambiente titán, un ambiente lleno de compañerismo, sentirte parte una pequeña gran familia que van a hacer lo que más les gusta, eso por lo que tú estás ahí, disfrutar durante una semana de la magia de la carrera los participantes y sobre todo a sentir esa Magia que solo la organización RPMSports consigue.

Un poco de estrés hasta que llegamos donde todo empezaba ya que salíamos de los primeros
tengo que decir que las prisas aumentaron los nervios y llevaba el estómago algo raruno y no era una buena combinación.

Prólogo – 24km con 200+

Espectacular montaje tenían preparado para un prólogo donde las ramblas eran las protagonistas, salida de auténticos pros, por parejas y allí estamos Edi y yo listos para la acción. Ambientazo de lujo, se podía palpar la ilusión y ganas que teníamos todos de que empezase la aventura Škoda Titán Series Almería.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es img_5109.jpg


Salimos con una gran sonrisa, así se empieza la fiesta de pedales, tras unos km de carretera nos metemos en la rambla con un aire de cara que frenaba la bici, eso hizo que las pulsaciones fuesen a mil, me costaba seguirle y por más que quería me quedaba atrás, eso si, cuando dimos la vuelta empezó la diversión, el viento nos hizo volar y la sonrisa se engrandecía, tras pasar el punto de control nos juntamos unos cuantos amigos charlando recorriendo los últimos Km hasta el punto de salida donde nos estaban esperando con el recovery ensalada a la carta de primaflor, cerveza y agua.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es img_5110.jpg

Cuando llegan todos directos al hotel, ducha, cena en el restaurante donde había para elegir un amplio menú y a descansar para la etapa siguiente

Etapa 1 – 104km 1500+

Espectacular ruta, empezando por ciclar paralelo al mar y con una brutal ascensión al Cabo de Gata, sin duda una de las partes que más me gusta de esta aventura.
Preciosa subida y una espectacular bajada, seguido de unas zonas de sube y baja que te van manteniendo activo y acumulando desnivel para luego meterte en la zona de ramblas donde pones a prueba esa técnica de rodar sobre ellas.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es 485739a9-befb-4546-9a58-6254b4af34c7.jpg

Etapa disfrutona donde además nos juntamos con unos cuantos titanes que hicieron de la larga etapa, pura diversión.

Llegada a meta, recovery y cerveza con los compis, bici directa a que la mimen en asistencias, llegada al hotel, ducha, comer, compartir con los amigos en el bar las anécdotas del día, masaje, briefing, cenar y a descansar.

Etapa 2 – 66km 1800+ la etapa Škoda We Love Cycling

Etapa donde partíamos hacía el campamento titán, había que dejar preparada toda la maleta ya que dejábamos el hotel.
Desayunar, vestirse y dejar todo listo, bajar maleta y a por las bicis.
Allí en asistencias Willy ambientazo y risas para calmar los nervios previos a la salida, hoy vamos dirección Tabernas, el día amaneció con un viento que asustaba y se hacía notar desde el principio, teníamos una etapa con mucho desnivel y una gran subida de 13km con 1000+

desde el minuto 1 la lucha contra el viento era agotadora, había que seguir intentando cubrirse como fuese, empezamos las ramblas y poco a poco fuimos haciendo grande el grupo, las risas estaban aseguradas y así fuimos sumando km, y agotamiento, llegó la gran subida y cada vez el viento daba más fuerte, tanto que igual venía de frente que de lado que del otro lado que en remolino, rara vez te daba un empujón que ayudase, o te machacaba de frente frenando la bici o te tiraba de ella, el grupo se dispersó, cada uno tenía su propia lucha para llegar arriba, Edi se mantuvo a mi lado en todo momento, me miraba sin apenas decir nada mientras veía como luchaba conmigo misma, con el viento, con la bici intentando sumar metros y yo le contaba lo bonita que es esa subida con sol y sin viento, recordando cómo la había vivido el año anterior, cuando llegamos a la cima fue como si hubiese acabado dos etapas.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es img_5324.jpg

Sabía que venía una bajada técnica y que quedaba bastante etapa y con ese viento que no cesaba.

Comenzamos la bajada notaba agotados los brazos, cuello, estaba como en tensión continua y al notar mejor aire en esta parte empecé a relajarme en la bajada, tanto que me distraje y cometí un error que me hizo caer de frente, golpazo que dejo la mano, cara y piernas doloridas, tengo que reconocer que me asusté aunque no más que Edi que iba detrás y me vio caer, casi me pongo a llorar de lo mal que me sentí y el dolor que tenía.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es img_5609.jpg

Tras un momento de pausa para reponerme, comer algo y beber, seguimos, enseguida nos unimos al grupo y continuamos juntos, recuerdo que me dolía todo y solo hablaba para lo justo, raro en mí, la llegada venía con un par de trampas que hacían más dura la etapa, eso si, estamos en la Titán Series, fácil no iba a ser y eso lo teníamos claro.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es b0b3a153-a4f8-45c4-8d0a-498e8445b134.jpg


Cuando vimos el campamento la alegría inundó nuestras caras y así se sentía en el equipo, el campamento Titán es como entrar en una película, te ves como un vaquero montando a caballo entrando en el viejo oeste y bueno algo así somos, solo que montados sobre nuestras bicicletas.

Mismo ritual, recovery con amigos, bici al mecánico, ducha, comida, medico, charla, masaje, briefing, cenar y a descansar

Aquí dormimos en haimas, todo se vive diferente, el campamento da pie a más contacto con los participantes y la visita al salón donde tomar unas birras viendo bailar a las chicas del can can te meten más aún en esa película en la que te encuentras, el aire seguía haciéndose notar y eso era algo molesto pero dejó un espectáculo de atardecer.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es a29593d4-f1db-4404-8a6f-b02c4c56d945.jpg

Una noche movida que no nos dejó dormir mucho y eso hizo que en la mañana siguiente las caras de los riders fuesen diferentes

Etapa 3 – 94km 1500+

Entre el viento y la caída del día anterior apenas pude descansar, me levante dolorida llena de hematomas un rasgón en la pierna que dolía mogollón, la mano hinchada y el dedo con movilidad limitada, tenía miedo de no poder sujetar el manillar ni poder cambiar las marchas, desayunamos, me tomo medicación que me habían facilitado los médicos y voy al fisio Jorge a que me mirase y pusiera algo en la mano para poder salir.

Allí que vamos a por la 3ª etapa y cuarto día de aventura y tengo que decir que los primeros km tenía un dolor bastante agudo que creía no podría acabar, fue menguando a medida que pasaban los km, supongo que se calentó la mano, de nuevo rodando en equipo contentos y disfrutado de un día sin aire y con un recorrido de pistas anchas, mucha rambla, una subida molona y una vía verde que daba un encanto especial, las ramblas que se acercaban al campamento eran espectaculares, de película de vaqueros.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es img_5611.jpg


Riendo y disfrutando mientras sumábamos Km, y avanzábamos de avituallamiento a avituallamiento.
Cuando vas en equipo pasan muchas cosas y necesitaría todo un día para contarlas, bajones de uno u otro, subidas que ponen a prueba a otros, unidos apoyándonos y sumando km en equipo.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es img_5307.jpg

Cuando empezamos a acercarnos Edi y yo tenemos que parar y el equipo se aleja, me quedo desconcertada y empiezo a tirar fuerte por la rambla para cogerles, Edi que va detrás de mi me dice que tiene un bajón (fingía, aunque yo no lo sabía) y empiezo a darle de todo lo que tengo, me gustaría entrar con ellos le digo, pero ya queda poco y si seguimos parados ya no les pillamos, así que seguimos un poco más despacio porque Edi supuestamente tenía una pájara (lo tenia preparado así) al rato vemos a parte del equipo que nos estaban esperando, pero me faltaban mis chicas.

Entramos en meta, y veo muchas caras conocidas respiro y pienso otra etapa más superada.


Willy que estaba esperando al final de la entrada, me abraza y me pregunta que tal estoy y cómo ha ido la mano durante el día, mientras sigue con el abrazo.


Una vez me suelta me doy la vuelta buscando a Edi y me encuentro con una fila de bicis levantadas haciendo un pasillo, sonando Safe and Sound.
Veo a Edi bailando y me invade una extraña sensación en el cuerpo, Jesús García me dice ¡Vamos Lorena! Y yo sin saber que hacer, flipando de ver a amigos con sus bicis levantadas haciendo un pasillo para Edi y para mi, tomo conciencia de la letra de la canción mientras sigo flotando y viendo a Edi cantar y bailar, en eso que Edi lleva sus manos atrás, saca una caja que abre mientras se arrodilla y mientras muero por el momento, me dice;

¿Quieres casarte conmigo?


Corazón a mil, miles de emociones y sensaciones me inundan, muero de amor, de emoción, de pasión…
Todos los allí presentes emocionados, gritando y la sensación de estar flotando de felicidad.

Etapa que acaba con un dulce sabor de boca, gracias a todos los que participasteis y os emocionasteis con nosotros.

el resto del día ranscurre igual, recovery, comer en compañía de muchos amigos con los que hablar de lo sucedido, descansar, subir en globo que nos tenían preparado para los participantes.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es img_5318.jpg

Mientras en el campamento música en vivo y barra libre de cervezas, briefing, súper masaje con Alex, (no sería lo mismo sin él) y a cenar.


En el restaurante la sensación de estar viviendo una gran aventura que llega a su fin y aunque el cansancio se acumula la sensación de tristeza de que mañana todo habrá acabado es imposible de evitar…
Ya empiezan las promesas de volver el año próximo, de ir a Tiran Desert Marruecos, que por cierto, es donde será la Boda, ante las Dunas del Sahara, así que la frase de, ¿Habrá que ir a la boda no? Era lo que más escuchábamos esa noche.

Una noche tranquila que permitió descansar de verdad.

Etapa 4 – 67km 800+

Amanecíamos con una gran sorpresa, teníamos a la legión despertándonos desfilando por el campamento, hoy tocaba volver a El Toyo y gran parte del recorrido es por el campo de maniobras de la legión, mucha rambla y sensación de desierto, con alegría y mucha ilusión porque ya estamos a nada de ser una finisher de la Škoda titán series Almería
Ritual, Desayuno, preparar maletas para llevar al camión, acabar de prepararse, recogida de bici y repaso del fisio, Ceci me preparó la mano para la etapa, el hinchazón continua, el hematoma va a más y el dolor calmándose a base de pastillas.
Llega el pistoletazo de la última etapa y allá vamos, con ganas y risas.
el cansancio acumulado se nota pero aún así las bromas y chistes siguen entre nosotros, llegamos al campo de maniobras de la legión y el escenario cambia por completo, es como un desierto.

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es d26c08cf-4b75-403b-9c6c-501827177cb9.jpg

subidas y bajadas que van marcando y se hace largo, pero no paramos de decir; ¡Qué bonito es esto!

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es img_5612.jpg


Poco a poco acercándonos al final nos metemos en una rambla que ya huele a mar y eso nos dice que estamos muy muy cerca, y así es.. recta final paralela al mar, allí nos paramos a hacer fotos, vídeos mientras esperamos al más rezagado del grupo para entrar todos juntos en meta…

La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es img_5417.jpg


Y sin darnos cuenta allí estábamos, cruzando el arco de meta…

Piedra finisher, reto conseguido y sobre todo aventura a la caja de los bonitos recuerdos.
La imagen tiene un atributo ALT vacío; su nombre de archivo es img_5430.jpg

Sumergirse en la Škoda Titán Series Almería es sentir la emoción día a día, es estar viviendo una experiencia única, es vivir la emoción y el gusanillo en la tripa de estar pensando únicamente en lo que necesitas para superar cada etapa, es concentración, es aventura, es compañerismo.
Cuando vuelves de una experiencia “Titán” dentro de todos nosotros nace una sensación de haber estado una semana compartiendo ciclismo de verdad junto a un montón de compañeros, de crear grandes amistades con un montón de gente con la misma afición y acabas enamorándote de un concepto que nos llega muy adentro, de la familia TITAN

Agradecimientos:

Aprovecho la ocasión para dar las gracias a todos los que lo han hecho posible.

A los compañeros con los que he compartido pedales, birras, barritas, risas y cenas.

A Asistencias Willy, sois geniales toooodo el equipo, esos mecánicos que siempre dejan la bici perfecta, las manos de Alex para que la recuperación sea eficaz y sobre todo el capitán del barco que siempre esta ahí para darte lo que necesitas GRACIAS

A la organización por el cariño con el que nos habéis cuidado y estar para nosotros como habéis estado.

A Edi, mi compañero de vida, gracias por estar ahí, por acompañarme en los malos momentos como lo haces y animarme cada segundo con ese humor que a veces me hace tener que parar de pedalear porque no puedo reír tanto y dar pedales a la vez, por bajar tu ritmo de carrera para ir a mi lado y por cargar todas las cosas que no soy capaz de llevar en mi maillot.

1 Comment
  1. Willy 29 diciembre, 2021 at 5:40 pm

    Rubiaaaaaa, solo decirte que… MUERO DEL AMOR CON VOSOTROS.
    Un honor teneros en mi equipo.

Comments are closed.