Gema Avilés Manager Llongueras y Mujer Ciclista

Gema, mujer de 40 años, Manager en un salón Llongueras. 

“La bici de montaña me ha abierto un nuevo universo”  Las casualidades existen, estoy convencida, y en este caso, fué por amor, mi chico apasionado de la bicicleta me dejaba mucho tiempo sola por lo que decidí comprarme una yo también y además de entrenar pues podía pasar más tiempo con él. El amor con él se terminó pero bonita casualidad que se presentó en forma de bici de montaña. He descubierto mi pasión, y aunque he tenido experiencias duras, como caídas y lesiones, no podría vivir sin ella. por amor, mi amor por la gordita fue creciendo así que ahora sí puedo decir que esto si es amor de verdad.

Empezó que ni siquiera sabía cambiar de marcha, supongo que eso es algo donde muchas nos sentiremos reflejadas, 

Con la bicicleta he descubierto una comunidad que se apoya mucho entre sí, amaneceres que no se pueden ver en ningún otro sitio, compañía en momentos de inmensa soledad, atardeceres que sólo se podrían definir con el término francés “l’heure exquise”, entre otros. Y estoy convencida de que, en los próximos años, la bici me va a deparar muchos y muy buenos momentos. Además de toda la gente buena que está por conocer.

2020, además, ha supuesto un peldaño más. Cuando, por circunstancias, nos quedamos mi bici y yo (“mi niña, como la llamo cariñosamente”) pensé, automáticamente, en venderla, no quería saber nada. Menudo error hubiese cometido. Me sentía sola, desamparada, sin guía. 

Sin embargo, una de las palabras más extendidas de ese año es “resiliencia”. Una vez que tomé conciencia de mi situación, y de que estábamos solas mi bici y yo, fue el momento de investigar, de cómo convertir esta situación en una oportunidad.

También por casualidad, en una conversación, apareció Federación Madrileña de Ciclismo. Una página web donde se comparte una gran cantidad de contenido: quedadas con “grupetas”, nuevos grupos, todo tipo de niveles… Y por qué no iba a estar yo ahí. Eso sí, el primer día siempre lo recordaré. De camino, sola, y un poco “a la aventura”.

En este punto tengo que agradecer a Nagore Uriarte, líder VIB, que sin conocerme de nada, con su sonrisa eterna, me acogiese como una más, con la calma que sólo infunde alguien con esa experiencia. También debo mencionar a Cristina, y muchas más mujeres, que están consiguiendo, con su buen hacer, que cada vez seamos más mujeres ciclistas.

¿RECOMENDARÍAS LA BICICLETA A CUALQUIER PERSONA? 

¿Si recomiendo la bici? Sí, sin ninguna duda. Es una experiencia que merece la pena ser vivida

¿CÚANDO SUBISTE POR PRIMERA VEZ A UNA BICICLETA Y CÓMO FUERON LOS INICIOS?

Recuerdo que, en mi infancia, fue mi tío el que me regaló mi primera bici. Si bien los años pasaron, y la dejé de lado.

Tras retomar, mi primera ruta de iniciación fue en 2019,con Nagore Uriarte, una de las líderes WIB de la FMC. Recuerdo la incertidumbre de ir a la quedada sola, con mucho respeto, porque no conocía a nadie, aunque poco después, Cristina Pulido (WIB) y todas las demás me ayudaron en mis peores momentos.

Así que a partir de ese momento me empecé unir a todas las salidas que se organizaban.

Todos los comienzos son difíciles. Me caía muchísimo,incluso parada (risas). Muchos cardenales y cicatrices. A veces me miraba al espejo y pensaba: ¿Por qué me habré metido yo en esto de la MTB? Pero me di cuenta que si pasaba tiempo sin montar, mi estado de ánimo empeoraba y cuerpo me enviaba señales de aviso. Un “súbete ya a la bici y ve corriendo al campo”.

¿POR QUÉ EL CICLISMO?

El ciclismo lleva conmigo desde que tengo uso de razón, gracias a mi tío. Más adelante, empecé a ir a clases de indoor con mi madre y mi tía. Pasaban los años y cada vez me gustaban más esas sensaciones que transmiten con la música, a golpe de pedal. Esa manera de emocionarme, de sentir frío cuando estaba sudando, me empezó a atrapar.

¿QUÉ ES PARA TI SALIR A RODAR?

¡Uf! Cuando salgo no pienso en nada. Sólo estamos ella y yo. Toda mi atención es para disfrutar esos momentos. 

Cuando en los grupos se escribe el ansiado: “mañana se sale”, los ojos me hacen chiribitas y me invade un buen rollo que no lo puedo explicar, no me cuesta levantarme a las 5:30 de la mañana para quedar, porque sé que esa mañana en la sierra será increíble.

Para mí, salir a rodar significa libertad, tranquilidad mental, estar en contacto con la naturaleza, estar con gente que siempre tiene un buen gesto hacia mí. Eso sí es inversión en mí, son mis momentos. Además del entrenamiento que se hace.

De todas las pruebas y aventuras ¿CUÁL TE MARCÓ MÁS? 

Supongo que mi primera carrera, el “circuito 7 estrellas“ de 2019, en Paracuellos del Jarama. Es una ruta de 76 km.Fue la primera, y creo que la más dura, ya que mucha gente abandonó.

Aunque no hice pódium, ni lo pretendía, llegar a meta junto a mi compañero Dani fue la experiencia más bonita y gratificante. En ese momento me di cuenta de que “si te esfuerzas por superar tus limitaciones y miedos“, puedes lograr cualquier reto que te propongas.

¿QUÉ ES LO QUE MÁS TE HA COSTADO CONTROLAR?

Como muchas de nosotras que hemos empezado de cero, sacar el pie de las calas, ¡al principio ni sabía que se podía dejar flojo!

Otra cosa que me cuesta controlar es no enfadarme con el GPS. Me he propuesto entenderlo un poco más este año, y sobre todo, ¡Hacerle caso!

¿RETOS EN MENTE PARA EL 2021?

Ahora estoy recuperándome de una fractura de troquiter, que me ha tenido varios meses sin poder coger la bici, y que desgraciadamente se ha complicado. Tengo más cosas en mente, como la Pilgim, Titan de la Mancha, Gran fondo EZARO, y creo que Madrid-Lisboa. Además, me gustaría hacer todo esto con más mujeres ciclistas, ya que siempre salgo con chicos.

¿TU PEOR MOMENTO EN LA BICI?

Una ruta por Patones con las chicas. A una de ellas la llamaron con una urgencia, por lo que se tenía que volver,o atajar, y quería irse sola. Nos contaba que hacía tiempo que no pasaba por ese lado, pero que recordaba como volver al aparcamiento. Así, dos chicas se unieron al plan y yo, por no dejarlas solas, me uní, ya que eran más principiantes que yo…

Resultó que el terreno estaba alterado por las motos, con barro y escalones de medio metro, senderos complicados, etc. Ese día no lo pasé mal por mí, sino por ellas, me dio mucho miedo que se cayeran. Afortunadamente, llegamos todas bien. 


¿QUÉ LE DIRÍAS A LAS MUJERES PARA QUE SE ANIMEN A SALIR O A COMPRARSE UNA BICICLETA? 

Que no están solas. Hay cada vez más afición al ciclismo,y muchas mujeres ciclistas que las ayudarán y compartirán con ellas todo, más que la afición por la bici.

Que la amarán y la odiarán, a partes iguales. Eso sí, la satisfacción que produce es indescriptible.

Por supuesto, creo firmemente que la bici es la mejor terapia para superar cualquier momento feo.

¿QUÉ ES PARA TI SER MUJER CICLISTA?

Es poder compartir y disfrutar con otras mujeres quedadas y rutas, es mi pasión por la bici.

Por lo que veo estas empezando con la bicicleta de carretera, ¿PRIMERAS SENSACIONES? 

Al subirme por primera vez a la flaca, mi sorpresa fue tan grande que no puedo estar sin salir con ella como mínimo 3 veces por semana!!! Yo antes salía con la bici de montaña y veo que la flaca será una gran aliada para mejorar mis entrenos. Las sensaciones que tengo cuando me monto en ella, son tan gratificantes que veo como en muy poco tiempo voy mejorando mis ritmos. Os animo a que os unáis a esta maravillosa y gran familia de SMC.

” Magia es, subirme a la bici y transformar mis miedos en oportunidades”

Leave a Comment

Your email address will not be published.